• IRPF: Ya comenzó el plazo para presentar la declaración anual
Artículo:

IRPF: Ya comenzó el plazo para presentar la declaración anual

26 junio 2018

El pasado 11 de junio del corriente se inició el plazo para presentar la declaración jurada (en adelante DJ) de IRPF correspondiente a las rentas obtenidas en el año 2017.

A continuación, se describen los principales aspectos inherentes a las rentas de trabajo.

¿QUIÉNES PRESENTAN?

Para rentas de trabajo, la DJ de IRPF será obligatoria en los siguientes casos:

  • Trabajadores dependientes que hayan tenido empleos simultáneos durante el año 2017, que no hayan presentado formulario 3100 solicitando la no aplicación del mínimo no imponible en alguno de los empleos.
  • Trabajadores dependientes cuyos ingresos anuales hayan superado $ 559.125 nominales. Quienes tengan un único empleo y no posean ingresos en diciembre 2017 también estarán obligados, siempre que superen el nominal anual mencionado anteriormente.
  • Trabajadores dependientes que hayan optado por declarar la reducción de 5% en las retenciones por núcleo familiar.
  • Trabajadores fuera de la relación de dependencia que no hayan tributado IRAE por las rentas del año 2017.

Sin perjuicio de los obligados mencionados anteriormente, los contribuyentes podrán recurrir a la presentación de la DJ anual para hacer efectivo créditos por arrendamientos o por cuotas de adquisición de viviendas, siempre que hayan generado IRPF durante el año 2017.

¿QUÉ SE PRESENTA?

Se deben declarar los ingresos percibidos en el año 2017, los cuales están sujetos a tasas progresivas y determinados mínimos no imponibles.

Además, los contribuyentes podrán descontar del impuesto determinado sobre los ingresos, un porcentaje (10% u 8%, según los ingresos) sobre los siguientes conceptos:

  • Aportes a la seguridad social, FONASA y FRL
  • Hijos menores a cargo
  • Cuotas de préstamos hipotecarios anuales por adquisición de vivienda permanente.
  • Si es profesional, los aportes a la caja de jubilaciones y fondo de solidaridad.

Asimismo, podrá deducirse (hasta la concurrencia con el impuesto):

  • 6 % sobre el total de arrendamientos anuales con destino a vivienda permanente.

Para entender cómo afectan las tasas progresivas en el pago del impuesto, se expone debajo un ejemplo de pago anual para un dependiente con un hijo a cargo:

Ingreso mensual nominal $

IRPF Anual aprox $

 37.800

        -  

 55.000

   51.000

 80.000

 126.000

¿CÓMO SE PRESENTA?

Los canales para presentar la DJ son los siguientes:

  • Redes de cobranza ABITAB o REDPAGOS: se deberá presentar el formulario completo previamente descargado de la web a través de medios magnéticos.
  • Agendarse en DGI para solicitar asistencia en la confección de la DJ.
  • Presentación directa desde la web de DGI, previa obtención de clave (que se obtiene en DGI, redes de cobranza o a través de la web).  Esta forma de presentación resulta ágil para los dependientes, ya que para estos contribuyentes la mayoría de la información se encuentra pre-cargada en el sistema.

PAGOS y CRÉDITOS

Si de la DJ presentada resultara un saldo a pagar, el mismo podrá ser abonado hasta en 5 cuotas iguales desde el 28/08/2018.

  Si, por el contrario, resulta un crédito a favor del contribuyente, el mismo podrá efectivizarse de la siguiente          forma:

  • Si es menor a $ 38.650, en efectivo en ABITAB, concurriendo el titular con su CI o representante inscripto en DGI.
  • Si es mayor a $ 38.650, el titular deberá realizar trámite previo de adhesión con el Banco que opera para cobrar a través de transferencia.

CONCLUSIONES

 

A finales de 2016, con la aprobación de la Ley de Rendición de Cuentas se introdujeron cambios en las tasas aplicables y los montos a deducir.

Ahora, con la presentación de la DJ anual 2017 podrá observarse el impacto de dichos cambios, ya que muchos contribuyentes verán disminuidos los créditos a cobrar o deberán pagar un mayor impuesto.

El IRPF ha sido objeto de diversas modificaciones en el marco de la adopción de medidas económicas que buscan mitigar el déficit fiscal. A un paso de la campaña electoral, el Gobierno anunció que no habrá ajuste fiscal próximo, lo que supone que, por el momento, las rentas de trabajo dejarán de ser fuente recaudatoria.